Formas de pago online en las eCommerce

Disponer de una amplia variedad de métodos de pago y sobre todo, que sean fáciles de usar y fácilmente accesibles, son algunos de los aspectos que los usuarios tienen en cuenta a la hora de realizar la compra online. Sin embargo, el que más se debe cuidar, y que todavía supone la mayor barrera  para el usuario, suele ser, la falta de seguridad a la hora de realizar pagos online y la desconfianza de éste a la hora de exponer sus datos personales en el medio digital.

¿Cuáles son los métodos de pago más utlizados? ¡Te los contamos!

– El principal en España sigue siendo el TPV Virtual, necesario para que una eCommerce pueda realizar transacciones a través de tarjetas de débito/crédito. Éste tiene ciertas ventajas, como su inmediatez, o que el dinero se reciba por adelantado; pero también hay que contar con varios inconvenientes,  como el porcentaje de comisión que  el vendedor tiene que pagar a la entidad que le ofrece el servicio (que oscila entre un 0,5% y un 4,5%, pero que suele ser más barato que Paypal por ejemplo), o si tu eCommerce es internacional, pueden aumentar los costes de configuración, pues habrá que implementar una pasarela de pagos propia de cada país. También existe la posibilidad de los TPVs 3D Secure, mediante los cuales, se solicita una clave especial para realizar compras online, que previamente se habrá solicitado para operar en cualquier tienda online.

– Paypal, que nació en 1998, y posteriormente, en 2002, fue adquirida por Ebay. Es uno de los métodos de pago más extendidos del mundo, y se caracteriza por tener un funcionamiento sencillo: funciona como intermediario para realizar pagos entre vendedor y comprador de forma segura por internet.

Tiene múltiples ventajas, como su fácil implementación, la rapidez en sus transacciones, la posibilidad de ingresar o pagar con tarjeta a través de Paypal sin necesidad de tener cuenta en esta plataforma, o la comodidad que éste te proporciona, ya que aunque cobre comisiones por cada transacción realizada (suele estar en torno al 3,5%), concede la posibilidad a pequeños empresarios de empezar a cobrar online sin tener que realizar grandes desembolsos, solo con su cuenta de Paypal para negocios. Si el usuario no dispone de saldo en su cuenta Paypal, puede asociar su tarjeta de crédito y pagar al instante.

– Transferencia bancaria:  es un sistema de fácil implementación, y aunque no se crea, todavía sigue siendo muy usado tanto por grandes como por pequeñas tiendas online, aunque va perdiendo más fuerza. Tan sencillo como que el vendedor aporte al usuario un número de cuenta donde debe realizar la transferencia para que pueda gestionarse su pedido. Tiene varias desventajas, pues hasta que no se realice la transferencia a la tienda online, se curse, e informe a la tienda, no se enviará el producto comprado, por lo que es un proceso más lento. También existe la posibilidad de que el usuario acabe perdiendo el interés y no llegue a realizar el pago, y como consecuencia, se acabe perdiendo la venta por la ausencia de inmediatez en el proceso.

– Contrareembolso: este método es muy usado por aquellos usuarios que no tienen aún plena confianza en la tienda online. Consiste en que, una vez que el producto llega a manos del usuario, puede comprobar su estado y abonar el importe, lo que aporta seguridad al cliente al no tener que pagar por adelantado. La principal desventaja de este sistema es que existe la posibilidad de que se produzcan “pedidos fallidos”, por, en algunos casos, inexistencia real del cliente, o la devolución del pedido por “no ser lo que el cliente había pedido”. En la mayoría de las ocasiones, el plus por la gestión de cobro de las agencias, repercute en el precio del producto para el comprador final.

– Domiliación bancaria: Es el método de pago menos habitual. Mediante un número de cuenta que el usuario facilita al comercio, éste le gira un cobro con una periodicidad determinada.

– Bitcoin: la moneda virtual utiliza tecnología peer-to-peer, y puede operar sin necesidad de una autoridad central o bancos. La gestión de sus transacciones y la emisión de las mismas es llevada a cabo de forma colectiva por la red. Podemos hablar entonces de un medio digital de intercambio. Entre sus ventajas se encuentra la protección de la identidad del sujeto que la usa, y la inexistencia de intermediarios: el dinero pasa directamente de comprador a vendedor, o de particular a particular. Cuando se realizan compras con Bitcoin, no tenemos que revelar números de tarjetas de crédito o cuentas bancarias, y las comisiones por transacciones son muy bajas.

– Pasarelas de pago:  hoy en día, junto a Paypal, existen numerosas pasarelas de pago facilitando las compras al usuario, haciéndolas más cómodas y garantizando su seguridad. Algunas de ellas son:

  • Stripe: Fue fundada en 2010, y es una gran competidora de Paypal. El cliente también puede pagar con tarjeta bancaria en tu tienda online, pero sus comisiones son más bajas y su servicio es más rápido. Cuenta con una versión App, y se conecta a tu Woocomerce simplemente instalando un plugin gratuito (Pasarela de pago Stripe para Woocomerce).
  • Marketpay:  Es una API que se utiliza para la gestión de pagos y cuenta “scrow”.  Permite que los usuarios realicen el pago sin riesgo, sincronizando “pago-entrega”. El vendedor envía el producto contando con la garantía de que cobrará el dinero, ya retenido al comprador. El comprador sabe que pagará al vendedor sólo en el caso de haber recibido el pedido correctamente.
  • Dwolla: se fundó en 2008 y su lanzamiento oficial fue en 2010. Su principal característica es que no opera mediante tarjetas de crédito, si no desde cuentas bancarias, ofreciendo comodidad y agilidad en el pago. Un aspecto a destacar de esta pasarela es que nos permite enviar dinero a nuestros contactos en RRSS (por ejemplo en Facebook, Twitter o Linkedin). Cuenta con aplicaciones para IOS, Android y Windows Phone 7; por ejemplo con Dwolla Spots, se podrá pagar en aquellos establecimientos que sean compatibles con el uso de esta pasarela de pago.
  • Google Wallet: este sistema  fue creado por Google permitiendo al usuario almacenar multitud de tarjetas: de debido, crédito, de fidelidad, de regalo… entre otras. De esta manera, te permite realizar todo tipo de transacciones, desde realizar pagos en tus tiendas favoritas hasta transferencias de persona a persona.
  • Apple Pay: Se utiliza en dispositivos Apple (Iphone o Apple Watch), y consiste en la posibilidad de vincularlos a tu cuenta bancaria para poder comprar en todo tipo de Apps. La seguridad que ofrece es que el número de nuestra tarjeta no queda almacenado en nuestros dispositivos ni en nuestros servidores, pues Apple utiliza un número específico de dispositivo y un código de transacción único.

¿Conocías estas formas de pago online? ¿Cuales te parecen más interesantes? ¡Cuéntanos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

PACK DIGITALÍZATE